• ama peraza blog

No olvides ser agradecido

Actualizado: ene 5







Por Amaris Peraza


Desde niña siempre me han dicho que es importante ser agradecido y quizas lo hacia en automatico, pero cuando te tomas el tiempo de ver con otros ojos el alrededor se genera un sentimento genuino de dar gracias.

Y esta semana en Estados Unidos se celebra el dia de Thankgiving que (Acción de gracias) y por eso es que quiero aprovechar de acercarlos mas a una practica que ha cambiado mi vida.


Primero lo primero

Resulta que hace años vivia de carrera, entre el trabajo, la casa, el esposo y mi hijo mayor. No comia porque “No tenia tiempo” pero poco a poco fui cambiando usando herramientas de la administracion del tiempo en mi dia a dia.


Ahora eso fue el principio del cambio para vaciar la mente de tantas cosas que debia hacer y poder comenzar a observar mi alrededor. Luego vino lo mas complicado el cambio interno que debia hacer, ese tardo mas tiempo pero me permitio no solo conocer lo que pasaba en mi entorno, sino conmigo. Y es ahí donde entra realmente el verdadero agradecimiento que como digo es magico, pero cientificamente realiza muchos cambios en nuestro cuerpo.






¿Qué pasa si somos agradecidos?

La clave esta en que no solo demos las gracias automaticamente, o de un solo dia, sino que sea una practica constante y verdadera. Si eso es logrado tiene estos beneficios:


· La gratitud contribuye al buen funcionamiento cerebral, ya que el hipotálamo se activa cuando sentimos agradecimiento o realizamos alguna actividad altruista.


· Es adictiva. Los actos de bondad y agradecimiento liberan grandes cantidades de dopamina, una recompensa natural que nos incita a seguir cultivando gratitud.


Al liberar dopamina alivia el dolor físico. La dopamina es un neurotransmisor que tiene un efecto analgésico y es de gran ayuda para el procesamiento del dolor tanto físico como emocional.

Según un esti012 publicado en Personality and individual differences, las personas agradecidad tiene más interes en cuidar su salud y hacen mas ejercicios y a los chequeos medicos, lo que hace que contribuyan a su longevidad. Ademas ayuda a la precion arterial y a niveles mas altos de colesterol bueno

El agradecimiento dispara grandes cantidades de serotonina: “la hormona de la felicidad”, por lo que inhibe la tristeza y la  depresión.


La gratitud mejora el sueño de manera importante. Si por las noches sientes que te invade la ansiedad o angustia, comienza a hacer una lista mental de todas esas cosas por las que estás agradecido, es relajante.


Experimentar gratitud disminuye el cortisol, la hormona del estrés. Siempre nos hace sentir mejor mirar el vaso medio lleno y no medio vacío.




Una formula

Resulta es hacer un diario de agradecimientos, la cual consiste en escribir todas las noches tres cosas que tengas que agradecer, pero la clave es que no repitas cosas, de esa forma te daras cuanta al pasar los dias que tienes muchas cosas positivas en tus dias.

En mi instagram te dejo la pantilla para comenzar hacer el diario.


Eso nos ayuda a ejercitar a diario nuestra gratitud, pero ademas en un articulo publicado en la revista de la Universidad de Pensilvania dejan unos consejos para potenciar el agradecimiento:


1.Preste atención a las cosas que le ocurren. Baje el ritmo, esto le permite observar mejor, apreciar, y estar más consciente de lo que está experimentando. Para ser agradecidos tenemos que detenernos para contemplar, apreciar y valorar lo que nos rodea, las personas y los detalles.  Para lograrlo se requiere tener la actitud correcta. Estar consciente de lo que nos ocurre y tomar un momento para reflexionar sobre lo que estamos experimentando.


2. Encuentre razones para ser agradecido.


3. Vea oportunidades en lugar de obstáculos. La gratitud hace que se aprenda más de cada experiencia y registremos el evento como algo positivo en lugar de que se vea como algo ordinario y común. Esta virtud nos ayuda a desarrollar una mayor capacidad de análisis y asimilamos más fácilmente la información que recibimos. Las personas agradecidas tienden a ser más felices, experimentan menos depresión y manejan mejor el estrés. 


4. Reconozca las virtudes de los demás sobre sus errores o faltas. Lo opuesto a agradecer es reclamar, imponer, exigir y demandar; esto produce falta de aprecio por aquello que se tiene e incluso por quienes están cerca de nosotros. Si convertimos la gratitud en un hábito, dejaremos de creer que las personas están obligadas ha hacer lo que hacen, y nos daremos cuenta de que lo que recibimos de ellos es una expresión de amor y aprecio.

29 vistas